4 de marzo de 2012

Cap. 60 Embriagada de él.

POV Sara
Din don.
-          ¡Yo abro! – grité corriendo.
Me deslicé hacia la puerta y di un pequeño salto frente al espejo del recibidor. Me acomodé el pelo y me observé. Ese vestido azul turquesa corto me quedaba genial con mi piel bronceada. Hice una pose de “supermodelo” frente al espejo y me dispuse a abrir la puerta.
Lucas apareció en mi umbral con unos pantalones de pinza negros y una camisa de seda fina color blanco puro, con los primeros tres botones desabrochados.
-          Oh… - dije alzando una ceja.
-          ¿Estoy guapo? – preguntó moviendo el pelo hacia un lado.
-          ¿Qué pasa si digo que no?
-          Que mentirías, porque estoy buenísimo.
Ambos reímos y me acerqué para darle un beso.
-          Estás muy guapo. Como siempre.
Lo acompañé de la mano hasta el salón comedor donde cenaríamos los tres.
Abigail salió con aire despreocupado de la cocina y sonrió al vernos.
-          Hola, Lucas – se acercó a abrazarlo.
-          ¿Cenamos ya? – dije –. Tengo hambre.
Pese a mis incesantes súplicas, Aby se empeñó en cocinar, por lo que le otorgué la gran responsabilidad de preparar… la ensalada. Con un poco de suerte, sería comestible.
Ella comenzó a servir la mesa. Lucas y yo nos sentamos al lado y Aby, enfrente. La tele sonaba de fondo, pero, realmente, nadie le estaba prestando atención. Comenzamos con la comida cuando, brillantemente, mi tutora sacó un nuevo y genuíno tema de conversación.
-          Bueno… Usaréis condón, ¿verdad? – dijo intentando aparentar naturalidad.
«Bonita manera de comenzar la velada, ¿verdad?», comentó irónico mi propio subconsciente.
Yo me atraganté con la ensalada y dejé el tenedor sobre la mesa mientras Lucas soltaba una carcajada. Fijé mis ojos en Aby, con mirada interrogante.
-          ¡¿Hola?! – exclamé desconcertada.
-          ¿Qué? – se defendió.
-          ¿Se puede saber a qué ha venido eso?
-          Tranquila, Aby. Por supuesto – dijo Lucas intentando opacar mi desquicio.
-          Muy bien. Solo quería estar segura. Aún dame las gracias. Se supone que las madres normales dan charlas sobre esto.
Yo sacudí la cabeza intentando tranquilizarme y olvidar los absurdos e importunos ataques repentinos que sufría Abigail. Podía ser una persona muy madura, fuerte, sensata – normalmente – y una gran tutora, pero a veces tenía la sensación de que no asimilaba las cosas antes de soltarlas. ¡Como si no tuviera suficiente con Leah!
La situación, en cierto modo, resultaba un tanto cómica. Creo que esa fue la descripción más adecuada para  la cena. Aunque, gracias a Dios, Aby se comportó y no dijo nada excesivamente estúpido.
Cuando acabamos con la comida, el ambiente era agradable y cómodo. Observé cómo, pronto, Lucas había encajado a la perfección en nuestra pequeña familia.
-          Me gustas, chico – comentó Abigail mientras recogíamos la mesa y metíamos los platos en el lavavajillas.
-          Me alegro. Teniendo en cuenta que nos conocimos mientras estaba tirado en el sofá con Sara, debo colgarme una medalla – bromeó.
-          Mejor cállate… –  le recomendé riendo –. Bueno Aby, Lucas se queda a dormir, ¿vale? – comenté inocentemente, ¡como quién no quiere la cosa!
Ella giró en redondo, me miró y soltó una carcajada.
-          Muy graciosa – proclamó.
-          No es una broma. ¿Hay algún problema?  
-          ¿Me estás hablando en serio?
Lucas observaba la escena sin saber muy bien dónde meterse.
-          Totalmente. ¿Quieres decirme que pueden quedarse tus rollos y mi novio no?
-          No es lo mismo.
-          Tienes razón – la corté –. Lo mío es de verdad. Es serio. ¿Qué pasa porque duerma conmigo esta noche? La semana pasada vino contigo ese tal… ¿Lewis, Landon?
-          Logan, creo – hizo una mueca y se acarició el pelo.
Me sentía un poco mal sacándole la artillería pesada, ya que sabía que ese tema le molestaba. Yo sabía que a Aby no le gustaba demasiado traer hombres a casa, sobre todo por la imagen que debía darme, y no lo hacía muy a menudo. Ella era una mujer responsable, pero yo sabía que también tenía una vida aparte de encargarse de mí y no me importaba que de vez en cuando pasara la noche en casa con algún hombre.
Suspiró, rindiéndose.
-          Está bien, mejor que lo hagas aquí que en cualquier otra parte – se resignó.
-          ¿¡Puedes entender que nuestra relación no se basa solo en el sexo!? – me quejé con tono molesto.
-          Lo que tú digas – comentó subiendo las escaleras –, pero no hagáis mucho ruido, por favor. ¡Quiero dormir esta noche!
Los días normales en los que teníamos oportunidad, Aby y yo,  nos quedábamos tiradas en el sofá después de cenar con un café con leche en la mano, algún programa hortera de fondo, el pijama puesto y hablando sobre nosotras y nuestros problemas. Adoraba esos momentos con ella. Pero, esta noche, sin embargo, tenía por fin a Lucas. Un escalofrío me recorrió la columna ante tal pensamiento y, como si él lo hubiera percibido, se acercó abrazándome por detrás. Me besó la mejilla y no pude evitar sentir un cosquilleo en el estómago.
-          ¿Vamos a mi cuarto?
No podía ver su rostro, pero sabía que una sonrisa pícara apareció en él.
La misma que se iluminaba junto con el brillo de cariño en sus ojos mientras me quitaba el vestido.


Debían de ser altas horas de la madrugada cuando, ya exhaustos, nos dispusimos a dormir.
Me sentía tan bien en contacto con su piel, entre sus brazos, aspirando su aroma… Su cuerpo fornido y grande irradiaba calor y protección. Me sentía segura. Estando a su lado podría haber aparecido el Joker con el rostro en plan pálido Blancanieves y mostrando esos dientes más amarillos que Pikachu que yo hubiera continuado sintiéndome segura.
-          Buenas noches, preciosa – dijo dándome un último beso.
Me acurruqué aún más junto a su pecho.
-          ¿Lucas? – susurré al cabo de unos minutos rompiendo el silencio de la noche.
-          ¿Sí?
-          Te quiero.
Él me rodeó completamente con los brazos.
-          Yo también.
Y así, embriagada de él, de su amor, me quedé profundamente dormida.




~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Queridísimas grandes personitas que leen, Uhh, ¡capítulo 60! Y lamento no haber publicado antes. De todos modos, hubieron bastantes likes, pero tampoco muchos comentarios. Aún así hubiera publicado antes si hubiera podido y quiero agradecer esos comentarios increíbles que son mi fuente de energía y me emocionan. Gracias.
Y l
o sé... "Estando a su lado podría haber aparecido el Joker con el rostro en plan pálido Blancanieves y mostrando esos dientes más amarillos que Pikachu que yo hubiera continuado sintiéndome segura.", creo que la consideraré una de mis frases célebres. Oh yeah.
Gracias a todas esas grandes personitas que leen y me expresan su apoyo. ¡Qué haría yo sin ellas!
Ya sabéis, cuantos más "sigue" y comentarios antes sigo
lógico ¿no?
–.
Sentid mi "L"ove, con "L" de Sara L. jeje  qué estúpido ha sonado eso... lo sé. Perdonadme, son altas horas de la noche y no respondo de mí misma –.
Sara L.

8 comentarios:

NONI TRU dijo...

wiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii!! Capitulo 60!!! Capitulo 60!!

Esa frase, solo tengo que decir ¡Amén! jaja, amé esa frase... Pero amé muchisimo más el capitulo, me dio risa lo de Aby, es bien discreta (mmm... Esto no sirve para el sarcasmo), aunque ahorita me de risa pobre Sara, esos temas y encima tan así :P

Oye, ocurrió una tragedia: NO PUEDO VER LA FOTO DE SEAN!! Y en general de ninguno de los personajes dice que está empty... Ahhhhh!! Es vaciooo, ya entendí... Hablando de Sean ¿Cuando se pelea con Lucas? Que diga ¿Cuando "conoce" a Sara? Ok, no me respondas. Creo que eso arruinaría todo pero enserio quiero leer esooooo...

Y sigueeeeee, sigueeeeee... Uh, ya se! Voy a contratar a un hipnotizador y voy a hacer que escribas maaaaas :D O tal vez no, ¿Qué tal si es un hipnotizador malvado y te hace algo malo? NOOOOOOOO!!! Igual, sigueeeee

Juli.G dijo...

Que alguien me explique por que soy tan adicta a esta noveeeeeeelaaaaa!?
Simplemente me fascina, y amo CADA UNA DE TU PALABRAS!
Tenés muchiiiiiisimo talento para esto, y en cada capítulo se nota más la pasión que le tenés a la escritura.
No te conozco Sara pero aún así te adoro!
Ojalá supieras la importancia que tienen para mi cada uno de los capítulos. Por que me sacan de mi realidad a un lugar hermoso en donde solo existen tus geniales personajes!.
Saludos linda! valoro sinceramente cada una de tus bellísimas palabras. Seguí así, y te deseo mucha suerte! :D

Camila González dijo...

Woooow! Capítulo 60! (: Hemos pasado mucho tiempo juntas! (: pero debo decirte una vez mas que adoro tu novela, y éste capítulo fue de lo mas romántico de verdad fue perfecto en su simpleza (: y realmente me ha fascinado una vez mas y tambien me ha hecho imaginarme ese amor que plasmas en tus palabras (: Eres la mejor y por eso sigue escribiendo y complaciendo a tantas lectoras cada día (:

Sara L. dijo...

Noni: Te diré algo que no te he dicho jamás: GRACIAS (no, no sirve para sarcasmo). ¡Yo amé muchísimo muchísimo tu comentario! Como siempre, Noni. ¿No puedes ver las fotos? Yo sí, desde todos mis ordenadores, así que no sé... Espero que se arregle mágicamente. Ok, no respondo. Bueno, creo que seguiré. Oh, tonterías... Mejor contrata a un sicario con un bazuca y yo le paso la dirección de mis profesores. Bueno, tal vez no que tendré que seguir con mis estudios de todos modos... Gracias por todo, mi amada Noni. Sigo pronto.

Juli: ¿Pensarás que soy una tonta si te digo que me he emocionado con tu comentario? Iré a secarme las lágrimas... No sé como darte suficientemente las gracias, Juli, creo que es imposible. No te puedes ni imaginar CUANTÍSIMO significan tus palabras para mí. Gracias por todo, por hacer que me sienta como soñando. Simplemente que pienses todo eso me parece... suerralista. De hecho, escribir es mi pasión y que tú lo valores de tal forma es todo lo que alguien como yo podría pedir. Ojalá supieras la importancia que tiene para mí cada letra que me escribes. Gracias de verdad y de todo corazón. ¡MILLONES DE GRACIAS JULI!

Camila: Aww sí, ¡nada más que 60 capítulos compartiendo mis palabras con personas tan maravillosas como vosotras! Estarás más que cansada de oirme darte las gracias, pero es que jamás me parece suficiente. No te imaginas cuán agradecida te estoy, Camila. Y cuánto significa cada palabra que me dedicas. Gracias simplemente por ser como eres y por siempre darme fuerzas de tal manera. Gracias, gracias, gracias desde el fondo de mi corazoncito.

Dari ♥ dijo...

Heyyy ♥ Diooos tan lindo el cap me enamore ♥_♥.... sara eres una gran escritoraaaaaaa amo cada cap que publicas... no puedo vivir sin ellos ...espero que tengas una linda semana ♥ no tengo mucho tiempo tengo que hacer un trabajo y ya me estan llamando SIGUEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEE ♥ ♥ ♥ ♥

Coco Rivera dijo...

Amo tu novela!!! Lloro cuando lo implica,rio cuando es necesario, pero realmente me siento reflejada en ella! Estoy enamoradisima!!! Bendiciones Sara!!! Te mereces un 10 x tenerme en la luna, aun estando con gripa!!!

Sara L. dijo...

Dari: ¡Muchas gracias! Me alegra ENORMEMENTE que pienses eso de mí y que te guste así lo que hago... Es algo increíble, mi querida Dari. Sé que te lo he dicho muchas veces, pero no puedes imaginar cuánto significan tus palabras para mí... Lo siento, nunca me cansaré de decírtelo. Gracias por estar siempre ahí y por todo en general. Ten una genial semana. GRACIAS.

Coco: Gracias, gracias, gracias, pero muchas gracias. ¡No puedes ni imaginarte cuantísimo me han alegrado tus palabras! Me alegro MUCHÍSIMO, de verdad. Significa mucho para mí, Coco. Gracias por perder un poco de tu tiempo en hacerme feliz y darme fuerzas. ¡MILLONES DE GRACIAS!

Drєαмyღgιrℓ dijo...

Sara!!!!! espero que estes bien :) amo tus capis jejeje eres la mejor :) bye
Kelly C.W.